fbpx
Dormitorios open concept: una tendencia en crecimiento
/
/
Dormitorios open concept: una tendencia en crecimiento

A la hora de distribuir una vivienda, normalmente se busca una clara separación entre las zonas de día y de noche, ya que el dormitorio es un espacio bastante íntimo en el que se requiere paz y tranquilidad. Sin embargo, cada vez se ven más dormitorios open concept (abiertos al salón), no ya solo por cuestiones de espacio sino de pura estética.

Abrir un dormitorio al salón o colocarlo junto a él de forma que sea posible visualizarlo en su totalidad desde el sofá, suele obedecer a cuatro razones:

  1. Espacio: En pisos pequeños a veces no queda otra que juntar todos los espacios en uno para evitar particiones, tabiques o puertas.
  2. Economía: Un dormitorios abierto es más barato de «instalar» que uno tabicado, especialmente si la separación se realiza con unas simples cortinas o nada (voilà, coste 0).
  1. Luz: En aquellas tipologías de piso que tienen su parte central sin ventana, el utilizar tabiques vidriados que traspasen la luz del salón hace que el dormitorios reviva.
  2. Estética: La apertura de espacios en una vivienda es una tendencia en crecimiento, y al igual que las cocinas americanas, que hoy en día son el 70% de las que se construyen, los dormitorios abiertos empiezan a ganar adeptos por la sensación de espacio y amplitud que crean. Eso sí, para aquellos desordenados, obliga a hacer la cama todos los días 😉

A cambio, la desventaja principal de abrir un dormitorio al resto de áreas de la casa es la pérdida de privacidad y la excesiva luminosidad, que obliga a crear algún tipo de separación flexible para mitigarlo.

Como dormitorios «open concept» hay muchos, vamos a detallar las principales formas de abrirlos al salón para que elijas la tuya.

Apertura total

Es la forma más sencilla y más barata de crear un dormitorio de la nada. Implica una apertura total, sin particiones de ningún tipo, y es habitual en estudios pequeñitos o micropisos donde el espacio es el que es. Básicamente se busca un espacio donde colocar la cama, y ya está.

jgj
´ñçñ´ç

Separación con cortinas

Esta es una de las formas más fáciles y flexibles de integrar un dormitorio al salón manteniendo una cierta privacidad cuando se desea y una apertura total del espacio cuando se busca amplitud.

Es también característica de pisos muy pequeños o bien de pocos recursos a la hora de reformar, pues es de las opciones más baratas y versátiles.

A cambio, el principal problema es que dejan pasar todos los ruidos y es difícil que cubran toda la luminosidad procedente del salón, aún utilizando cortinas opacas, pues siempre hay resquicios por los que se cuela la luz.

Start typing and press Enter to search

Shopping Cart

No hay productos en el carrito.

Abrir chat
Hola, Bienvenido a Nihm